Felices 25, Appetite For Destruction

En 1987 se publicaron una cantidad de discos increíbles que marcaron mi vida, y la de muchos, de manera espectacular. Por poner, Aerosmith (Permanent Vacation), Terence Trent D’Arby (Introducing the hardline…), Prince (Sign O’ The Times), U2 (The Joshua Tree), Mötley Crüe (Girls Girls Girls), Michael Jackson (Bad), INXS (Kick), George Michael (sí, Faith nos marcó, no lo quieran negar…), Radio Futura (La Canción de Juan Perro)…

Y el celebrado mundialmente* hoy es “Appetite For Destruction” de Guns N’ Roses.

Compré este disco porque César Martín en particular y Popular1 en general no dejaban de hablar de él. Me fui hasta lo que entonces era aquí Galerías Preciados, unos grandes almacenes, y les pedí que me dejaran escucharlo antes de comprarlo. El dependiente, muy amable, puso el vinilo a toda hostia por los altavoces de la planta, dejándome a mí y al resto de inocentes compradores (pobres…) escuchar los primeros segundos de cada canción. Imagina ese primer encuentro con esa espectacular intro de “Welcome to the jungle”… Marcada de por vida a mis sweet sixteen… Al final susurré un “me lo voy a llevar, gracias”.

25 años más tarde sigue siendo un disco tremendo. Me encantaría poderlo apartar de algunos de los recuerdos a los que lo tengo atado, tanto por cosas que me sucedieron con las personas con quienes lo compartí en su tiempo, como por las que han hecho los Gunners posteriormente. Pero sigue siendo un disco fantástico, lleno de fuerza, rabia, hambre y ambición.

Gracias a Axl, Slash, Izzy, Duff y Steve. Gracias a Geffen Records y Mike Clink.

God bless Appetite For Destruction!

* En el mundo que conocemos y nos conoce…

Anuncios